Cómo identificar y contratar intraemprendedores

 

Si vas de safari corporativo, uno de los animales más difíciles de encontrar es el intraemprendedor.

 

Traducido y adaptado del original “Hiring intrapreneurs: A practical guide with examples“, de Jeanie Keogh en el blog de Board of Innovation

 

CÓMO DETECTAR A UN INTRAEMPRENDEDOR DURANTE UN SAFARI CORPORATIVO

Un intraemprendedor es el que en una manada de cebras se presenta a sí mismo como una cebra de lunares. O un unicornio que se presenta como un caballo de tiro.

Aquellos con habilidades de emprendimiento son razas exóticas, tienen extraños patrones migratorios profesionales, y se destacan aún cuando están camuflados por la jungla de plantas de oficina.identificar intraemprendedores en la empresa

En la Junta de Innovación tenemos avistamientos regulares de intraemprendedores. De hecho, aquí florecen. Principalmente porque les gustan las hierbas fértiles que sembramos para fomentar su creatividad y la cultura de autogestión que creamos para darles el espacio que necesitan para diseñar soluciones a problemas desafiantes.

Sabemos muy bien lo valiosos que son los intraemprendedores para el reino animal que llamamos trabajo. Tanto es así, que queremos ayudarte a descubrirlos en tu organización antes de que se trasladen a pastos más verdes o se extingan.

 

QUÉ ASPECTO TIENEN LOS INTRAEMPRENDEDORES

Los intraemprendedores están guiados por una visión. Están motivados para llegar a alguna parte y llegarán allí, pase lo que pase.

Tienen un par de cosas que decir sobre la forma en que se está llevando la organización en la que trabajan y no tienen miedo de decirlo, incluso si eso significa desafiar a toda la jerarquía presente en la sala.

  • Son agitadores que detestan el estancamiento, son alérgicos a la burocracia y se frustran rápida y fácilmente por los largos procedimientos y el statu quo.
  • Pueden identificar el problema y buscar una solución.
  • Tienen tendencia hacia la acción, y se inquietan si no están haciendo las cosas.
  • Su mentalidad emprendedora los convierte en los más propensos a tener proyectos y negocios paralelos fuera de sus horas de trabajo.
  • Su hábitat natural está fuera de su zona de confort, ya que es aquí donde sienten la mayor oportunidad de crecer.

Atención: A los intraemprendedores no les gusta que los controlen. Imagina un unicornio con riendas y un bocado en la boca. O en una jaula. Eso sería crueldad hacia animales sobrenaturales. Y nadie quiere eso.

 

LO QUE MENOS TE ESPERAS

Los intraemprendedores desean recibir feedback sobre su desarrollo profesional y no temen las críticas negativas constructivas. A pesar de tener un instinto para la innovación, no están completamente impulsados por la necesidad de alimentar sus egos.

 

  • Desafian abiertamente su propio conocimiento y experiencia de forma habitual.
  • Los intraemprendedores valoran más la variedad que la certeza, la contribución que la conexión y el crecimiento que la importancia. Esta podría ser la razón por la que otros colegas se sienten intimidados y aparentan indifirencia hacia ellos, al tiempo que los admiran en secreto.
  • Los candidatos a puestos de tipo intraemprendedor a menudo tienen trayectorias profesionales poco convencionales y lagunas en sus currícula. En una entrevista de trabajo, podrían decirte que renunciaron a su último puesto para apuntarse a un viaje de autoconocimiento, o que una vez se tomaron un año sabático de tres meses para estudiar percusión africana en Kenia.
  • Encuentran sentido en los retos y casi se podría decir que se crecen con el fracaso. Su estilo de trabajo se describe mejor como “destrucción creativa” e “imaginación estructurada”. Tienen un sentido intuitivo para reconocer dónde existe el valor y pueden olfatearlo como un sabueso entrenado.

 

MANTÉN LOS OJOS BIEN ABIERTOS PARA RECONOCER A LOS INTRAEMPRENDEDORES

Antes de ir en busca de un intraemprendedor, ten en cuenta lo siguiente: lo que no debes usar es una camisa hawaiana. Sólo bromeaba. Eso podría funcionar. En los talleres que diseñamos y dirigimos para nuestros clientes es donde normalmente vemos a los intraemprendedores.

  • Ellos son los que se acercan a nosotros después de que hayamos dirigido un taller de estrategia de innovación o un programa de aceleración, echando espuma por la boca y pidiendo el material de las presentaciones y dónde pueden conseguir todas las plantillas utilizadas.
  • Son estudiantes entusiastas (no mascotas del formador, que quede claro) que se traen sus propios juegos o recursos a cada sesión y que toman extensas notas.
  • Ellos son los que se acercan a nosotros durante un descanso y hacen ruidos (hablamos con fluidez los ladridos, relinchos y rugidos) por lo emocionados que están por participar en el taller y lo mucho que siempre han querido hacer el tipo de cosas que estamos haciendo.
  • Incluso nos preguntan cómo conseguir un trabajo como el nuestro, o nos dicen que están pensando en buscar -o que ya han se han presentado- a otros trabajos que apoyen el intraemprendimiento.
  • Después de completar un programa con nosotros, los intraemprendedores son los más propensos a enviarnos tarjetas de Navidad diciendo que han cambiado de carrera gracias al taller, con un P.S. diciendo lo inspirador que les pareció nuestra acción formativa.
  • También se les conoce por enviar correos electrónicos con plantillas y modelos que ellos mismos crearon y decirnos cómo aplicaron nuestra teoría al negocio de su cónyuge. Y no, no creemos que lo estén haciendo por ganar más. La zanahoria es el trabajo mismo.

 

NO NECESITAS PRISMÁTICOS

Una vez que se detecta a un intraemprendedor y se cuenta con una estrategia de innovación, es posible llevar a esa cebra al agua y hacerla beber.

  • Llévalos a un aparte y habla con ellos para ver si les gustaría encargarse de un proyecto con fondos determinados.
  • Pregúntales si estarían dispuestos a dedicar el 20% del tiempo de su función actual a trabajar en ese proyecto de equipo.
  • Creea un fondo para innovación o un fondo para nuevas iniciativas internas para incubar, probar y validar conceptos.
  • Define KPIs de innovación claros en un cuadro de mando para seguir el progreso del proyecto. Establece un panel o tabla de crecimiento para que los equipos vayan mostrando sus progresos.
  • Pregúntales: “Si creamos un rol con perfil emprendedor a tiempo completo dedicado a la innovación, ¿te gustaría solicitarlo?” o pregúntale si le gustaría convertirse en un coach interno para proyectos de innovación.
  • Habla con los mandos intermedios responsables para subirlos al carro, y permite que liberen sus colaboradores con más talento durante períodos de tiempo cortos (e idealmente más largos) para estos proyectos.
  • Crea claridad y transparencia en torno al proceso de intraemprendimiento, y gestiona sus expectativas para que no las pierdas a medio camino.

 

CÓMO TENER FELIZ A TU UNICORNIO INTRAEMPRENDEDOR

Lo más importante cuando se trata de innovación es retener el talento.

Algunos intraemprendedores dejan su trabajo después de participar en programas de aceleración o incubación de proyectos, y a veces por una buena razón.

Tenemos dos tipos de clientes: los que han visto al 75% de los participantes en programas de innovación dejar la empresa un año después, y los que han visto al 75% cambiando a diferentes puestos dentro de la empresa.

Romper con el rebaño organizacional puede ser innato para los intraemprendedores, pero si creas el ambiente adecuado y alimentas sus habilidades, deberías ser capaz de hacer que se apeguen a sus tierras de pastoreo habituales en tu empresa.

  • Ciertas iniciativas deben ser patrocinadas por la cúpula de la empresa sin la presencia de mandos intermedios. Las personas deben ser capaces de colaborar, interactuar y experimentar sin importar a quién informen. En pocas palabras: cuando estén en marcha, quítate de en medio.
  • Uno de los mayores problemas de la innovación corporativa es que las agendas tan ocupadas no permiten el desarrollo de proyectos de innovación.
  • A menudo, si no es falta de tiempo, son los mandos intermedios los que tienen las prioridades equivocadas. Estos factores pueden paralizar el ecosistema de la innovación e impedir que sus intraemprendedores tengan éxito.
  • Para los escollos más frecuentes, pon un anuncio interno en busca de disruptores y alborotadores. Deja un foro web de correo electrónico donde puedan responder y solicitar puestos internos.
  • Recompensa a los empleados que tienen sus propios negocios secundarios con algún gesto que demuestre su apoyo a sus esfuerzos: desgravaciones fiscales, vacaciones, un 30% de acciones si pueden crear negocios derivados.
  • Ofrecer de tres a seis meses de paga, sin compromisos, y un presupuesto para agregar valor a la empresa. Si logran crear suficiente valor en ese tiempo, pueden mantenerlo como un nuevo trabajo.
  • Hemos visto a dos intraemprendedores que dimitieron en la empresa, crearon su propia empresa de servicios y firmaron un contrato de exclusividad con la misma empresa en la que trabajaban por 1 millón de euros durante el primer año.
  • Como mínimo, crea un espacio informal de innovación y fíjate en quién viene a aprovecharlo. Debería parecer como el desierto del Serengeti para la mente, un lugar donde los pensamientos del intraemprendedor pueden vagar libremente. Después de todo, esto proporciona el alimento para grandes ideas para tu empresa.

LA AUTORA
Jeanie Keogh es periodista en plantilla de Board of Innovation.

IMAGEN: la del artículo original

 

— ¿Te gusta lo que estás leyendo? ¡Suscríbete al boletín semanal de Avantideas! —

 

Si te ha gustado... ¡pásalo!

Comparte tu opinión



Suscríbete a nuestro Boletín

Al hacerlo, aceptas la Política de Privacidad.

Suscríbete a nuestro Boletín

Al hacerlo, aceptas la Política de Privacidad.

¿Quieres recibir cada semana la última publicación del blog de Avantideas?
blog de innovación en la empresa
Te mandaremos ideas y reflexiones de expertos de todo el mundo que sin duda te serán útiles.
Holler Box